Tendencias tecnológicas del sector asegurador

La pandemia ha desviado a todo el mundo de su camino, y el sector de los Seguros no es diferente.

Se trata de un sector financieramente robusto, y debería ser capaz de capear lo que la pandemia le depare. Según un estudio de Swiss Re, las primas de seguros mundiales han caído en 2020, pero se recuperarán rápidamente en 2021, con los mercados emergentes a la cabeza.

Suponiendo que las predicciones sobre una rápida recuperación sean correctas, la mayoría de las tendencias del sector de los seguros para 2021 estarán impulsadas por las nuevas tecnologías que pueden utilizarse para agilizar y mejorar los procesos.

Estas tendencias tecnológicas están allanando el camino para el futuro de los seguros,permitiendo a las aseguradoras crear nuevos productos que se adapten a una generación más joven, y conseguir ahorros y eficiencias que puedan ser trasladados a los clientes.

Las duras condiciones del mercado

Debido al golpe que ha recibido la economía este año, las aseguradoras deben prepararse para unas condiciones de mercado especialmente inciertas en 2021: esto incluirá un crecimiento limitado y unas primas más altas. Este año, las aseguradoras serán sin duda prudentes, introduciendo nuevos límites de cobertura y añadiendo nuevos términos y condiciones a las pólizas para asegurarse de que no se ven demasiado afectadas por las posibles nuevas oleadas de Covid-19.

Puede que el aumento de las tarifas sea algo normal en 2021, pero las aseguradoras redoblarán sus esfuerzos para añadir valor y asegurarse de que los clientes no se marchen cuando las primas suban. Las compañías que tengan en cuenta el feedback y lo utilicen para desarrollar nuevos productos innovadores que maximicen las tasas de retención de clientes ganarán, incluso en un mercado difícil.

Seguros basados en datos

Los seguros siempre han sido un sector impulsado por los datos, pero las nuevas tecnologías permiten a las aseguradoras utilizar el bigdata en su beneficio. Más datos significan que las pólizas de seguros pueden ser realmente personalizada, y que las aseguradoras pueden minimizar el riesgo y mejorar la precisión de sus cálculos al considerar más métricas durante el proceso de suscripción.

A lo largo de 2021, las aseguradoras incorporarán nuevos puntos de datos en su evaluación del riesgo y en el cálculo de las primas. Estos datos -que pueden obtenerse de los dispositivos conectados (Internet de las Cosas, IoT), las páginas de las redes sociales y los informes crediticios- pueden utilizarse para fijar el precio de las pólizas con mayor precisión.

A largo plazo, esto ahorrará dinero a las aseguradoras y garantizará que los precios sean justos. Esto se debe a que los clientes de bajo riesgo pueden disfrutar de primas más bajas, y solo los clientes de verdadero riesgo tendrán que pagar tarifas más elevadas.

Productos a medida, primas más justas

Impulsados por el BigData, los productos de seguros son más flexibles cada año. Los millennials son ahora uno de los mayores grupos de población, y las aseguradoras necesitan comercializar productos dentro de este grupo conocedor de la tecnología si quieren mantenerse en la cima.

Los millennials ya están ocupando posiciones con poder de decisión, y suelen aportar su mentalidad de consumidores y sus expectativas a sus empresas

Los millennials esperan una mayor personalización de los productos y una mayor implicación como clientes, lo que significa que las aseguradoras deben perfeccionar sus conocimientos digitales. La extracción de datos de dispositivos IoT, como los dispositivos de seguimiento de la actividad física (wearables) y la telemática del automóvil, puede ser una forma sencilla de personalizar los productos de seguros para que los clientes más jóvenes y exigentes sientan que están obteniendo un buen valor en los productos de seguros que tienen un precio acorde con sus propias necesidades y comportamientos.

Las aseguradoras con productos para empresas también deben tomar nota. Los millennials ya están ocupando posiciones con poder de decisión, y suelen aportar su mentalidad de consumidores y sus expectativas a sus empresas.

Computación en la nube

La computación en la nube, y en particular el software como servicio (SaaS), lleva años en constante aumento, y en 2021 la computación en la nube entrará en escena. A medida que las aseguradoras dependen más de las nuevas tecnologías, los servicios en la nube serán más esenciales que nunca.

La tecnología SaaS en la nube puede utilizarse con un modelo de IT ágil para ofrecer nuevas aplicaciones y software que los profesionales del sector necesitarán para sacar el máximo partido a los datos y para relacionarse con los clientes.

Automatización y aprendizaje automático

Las Inteligencia Artificial y el Machine Learning permiten automatizar muchos aspectos de los seguros, liberando a las aseguradoras y a los suscriptores de tareas más importantes y mejorando la precisión y la eficiencia.

Estas tecnologías pueden utilizarse para automatizar partes de los procesos de suscripción, evaluación de riesgos e identificación de fraudes, y el Machine Learning permite que la Inteligencia Artificial sea, valga la redundancia, todavía más inteligente en cuanto a las tendencias del sector año tras año.

Cuantos más datos tenga para analizar, más y mejores patrones recogerá e incorporará a sus algoritmos.

Realidad Extendida / Mixta (XR)

Todavía está en sus inicios, pero la tecnología de Realidad Extendida (XR) podría dar un giro al sector de los seguros. La Realidad Mixta hará que la recogida de datos sea mucho más sencilla, segura y rápida al permitir evaluar el riesgo y los daños mediante una imagen en 3D sin tener que visitar el lugar. La tecnología XR también puede utilizarse para formar a nuevos profesionales del sector en entornos ‘virtuales’.

Ciberseguridad y blockchain

La ciberseguridad sigue y seguirá siendo una preocupación, y es de esperar que este año veamos a más empresas abordar el tema de la ciberseguridad y reconocer que hay que hacer algo para mejorar la seguridad en el sector.

La tecnología blockchain puede contribuir a que el sector sea más seguro. Las aseguradoras pueden utilizar la cadena de bloques para crear contratos inteligentes que se autoejecuten, lo que significa que, por ejemplo, puedan hacer un seguimiento de los siniestros y actualizar las condiciones.

Esto significa menos intervención humana y más transparencia para los clientes, así como una mayor seguridad: todos ganan.

Como podéis ver, las predicciones del sector de los seguros para 2021 están impulsadas por la tecnología, y ponen de manifiesto el deseo de contar con productos de seguros a medida y pólizas personalizadas, así como la necesidad de que las aseguradoras tengan una mentalidad abierta sobre el valor que les puede aportar la Inteligencia Artificial y otras nuevas tecnologías.

Designing Better Business for a Better World. Senior Advisor Bookker, Kabel, Taalentfy, LUAFund. Profe UB-IL3 . #Marketing #Estrategia #Innovación. Aprendedor

Designing Better Business for a Better World. Senior Advisor Bookker, Kabel, Taalentfy, LUAFund. Profe UB-IL3 . #Marketing #Estrategia #Innovación. Aprendedor